Ingrese Texto

Defiendase.com

Sitio de la República Argentina
Lunes 22 de Julio de 2019

PODEMOS AYUDARTE

TU ABOGADO EN LINEA

MIÉRCOLES 25 DE MAYO DE 2016
-1

Información al alcance de todos

El proyecto de ley que nos permite acceder a todo tipo de información pública ya fue aprobado por la Cámara de Diputados. Entrevistamos a su autora para saber por qué es tan necesaria.

Información al alcance de todos<br>

Recientemente la Cámara de Diputados de la Nación le dio media sanción al proyecto de ley de Acceso a la Información Pública. Defiendase entrevistó a su autora, la diputada nacional por la provincia de Buenos Aires del bloque UCR/Cambiemos, Karina Banfi.

La diputada nos da el siguiente ejemplo para explicar de qué trata la norma. “Supongamos que hay alguien que tiene la obra social PAMI y necesita una silla de ruedas. La pide, espera un tiempo prudencial, y la silla no se la entregan. El jubilado puede hacer un pedido de acceso a la información al PAMI en donde pregunta cuándo le van a entregar la silla de ruedas, y ademas, si tiene ganas, puede agregar otras preguntas. Por ejemplo, cuántas sillas de ruedas fueron entregadas en el último mes, y si quiere también puede preguntar cuál es la partida presupuestaria que tiene PAMI durante ese año para entregar las sillas de ruedas a todos los afiliados que las necesitan”. 

Banfi dice que de eso se trata el acceso a la información, “es una herramienta que te permite acceder a otros derechos, como es el derecho a la salud y sin duda va a mejorar la calidad de vida de todos los argentinos. El sentido fundamental es que todos conozcamos que se hace con la plata de nuestros impuestos y cómo se gestionan a partir de aquellas cosas que nos mejoran la calidad de vida”. 

¿Por qué no tuvimos todavía una ley de acceso a la información?

“Todavía Argentina no tiene una ley de acceso a la información pública porque los gobiernos no tuvieron la voluntad política, pero el presidente Mauricio Macri, el 10 de diciembre y el primero de marzo le pidió al Congreso que sancionara esta ley”. 

La congresista afirmó que es muy importante que la sociedad civil y los partidos opositores promuevan este tipo de normas, “sin embargo, es trascendental que la voluntad política esté puesta en quienes gobiernan, en el oficialismo. Que son los tienen en su momento la propiedad de la información, y lo que viene a traer esta ley es el cambio de paradigma de las democracias contemporáneas en donde ya la información no le pertenece al Estado, ahora le pertenece a la gente”.

“Bolivia y Venezuela, junto con Argentina son los tres últimos países en todo el continente de las Américas que no cuentan con una ley de acceso a la información pública. Esto significa que cuando una persona pregunta ningún funcionario está obligado a responder. Lamentablemente eso muestra que la voluntad política es el motor para que estas leyes no solo se promulguen sino también se implementen”. 

Sin embargo tenemos un decreto que nos permite acceder a cierta información…

“Si. El decreto 1172 del año 2003. El entonces presidente Néstor Kirchner saca este decreto que solamente tiene alcance en el poder ejecutivo. Nosotros con la ley que acabamos de darle media sanción hemos abarcado y ampliado mucho el alcance de esta norma a los tres poderes, al Ministerio Publico, al Consejo de la Magistratura. Lo que es interesante es que este decreto durante toda su implementación fue insuficiente y esto lo demostró la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que en siete fallos no solo le pidió al gobierno que entregara la información que ocultaba, que obstruía, que obstaculizaba o ponía excusas para no entregarla sino que ademas le pidió al Congreso que urgentemente sancionara una ley. Estamos cumpliendo también con muchos requerimientos que nos ha dado la justicia de la falta de posibilidades que han tenido los argentinos de ejercer este derecho como corresponde”. 

Si se aprueba la ley, ¿cómo funcionaría?

El ciudadano va a tener dos vías. “Una, ir a cualquier dependencia o administración en donde la persona considere que esta esa información. La puede solicitar. Es libre de formas, la informalidad prevalece sobre este tipo de pedidos y tampoco se tiene que desesperar cuando el funcionario le diga que esa ventanilla no es. Ante eso se ha creado un sistema donde la propia administración va a hacer circular ese pedido y va a orientar el trámite a la oficina que corresponda”. 

“La otra vía para conseguir la información es el portal oficial que va a tener la Agencia de Acceso a la Información, en donde vos desde tu casa vas a poder hacer pedidos de acceso en donde te van a permitir también elegir como quieren entregártela, si por correo o por correo electrónico, o irla a buscar a esa dependencia”. 

Banfi explica que el funcionario va a tener 15 días hábiles para recolectar toda esa información. “Si necesita más tiempo porque la información no la encontró o porque no está procesada debidamente o necesita acumular más información, le puede pedir al ciudadano quince días más de prórroga, ósea, en un total de treinta días hábiles el ciudadano debería tener ya la información disponible”. 

Con esta ley, están obligados a entregar información los tres poderes del Estado, el Ministerio Público y el Consejo de la Magistratura. “También todo aquel sujeto, persona física o jurídica que desarrolle actividades con el dinero de los argentinos puede estar alcanzado por esta ley, es decir, que una persona que recibe un plan social estaría en una lista junto a todos aquellos que reciben por ejemplo la asignación universal por hijo, porque todos los argentinos necesitamos saber qué se hace con nuestro dinero”.

La diputada de Cambiemos nos contó que con esta norma se ha votado un capítulo de transparencia activa y gobierno abierto, lo que determina que todos los portales oficiales de las oficinas públicas van a tener que tener a disposición información sin que sea necesaria requerirla, que puede ser el organigrama, los salarios, las contrataciones, las licitaciones o cómo se realiza algún trámite. “La idea de facilitarte la información al ciudadano es el sentido de esta ley, principalmente para que pueda acceder a otros derechos y que pueda conocer cómo se desarrollan las políticas públicas en las cuales la gestión debe dedicar día a día su desarrollo para mejorarles la calidad de vida a las personas”.  

Entonces, ¿Puedo pedir un documento tanto en la Casa Rosada como en la municipalidad de Avellaneda?

“Esta ley es para todas las áreas que comprenden el Estado Nacional. Pero crea un Consejo Federal de Acceso a la Información Pública que va a trabajar para que se promuevan estas normas a nivel de las provincias. Recordemos que son 17 las provincias que reconocen en un marco normativo este tipo de derechos y las van a poder adecuar al siglo XXI, y también algunas provincias van a tener que promover estas leyes al no tenerlas”.

¿Qué información es reservada?

“Ningún derecho es absoluto, pero lo principal es que el principio de máxima publicidad es la regla y hemos votado un régimen de excepciones que son determinadas informaciones que se reserva por un tiempo porque está el interés de otros derechos en juego. Por ejemplo, toda aquella información que pueda poner en riesgo la vida debe ser reservado. Pero hay algo importante, como el principio es la entrega de información hemos creado un sistema de tachas en donde, al ciudadano se le puede entregar la información, pero quizás esa documentación está protegida sujeto a ese régimen de excepciones”. 

¿Qué pasa si me niegan una información que debe ser publica?

Ante estas eventualidades el equipo de la diputada ha creado dos instancias. Por un lado, una que rige dentro del organismo, y se podrá acudir a un superior para apelar la decisión de ese funcionario, y las autoridades pueden revertir la decisión del funcionario al que le solicitaste la información. Banfi explica que la otra vía también es recurrir a la justicia en caso que se demuestre que esa persona está cometiendo algún tipo de delito como destruir la información, todos los funcionarios podemos ser sujetos de sanciones que van desde lo civil, laboral, las pecuniarias o incluso la cárcel”.

Esta es la tercera vez que en el Congreso de la Nación se trata una ley de Acceso a la Información Pública. Y la diputada espera que sea la vencida “para poder darle más derechos al ciudadano”.


Este artículo fue publicado el día MIÉRCOLES 25 DE MAYO DE 2016 y a esta fecha podría estar desactualizado. Recomendamos que sea utilizado sólo a modo de referencia y que ante cualquier duda, consulte con un profesional.

Información al alcance de todos

El proyecto de ley que nos permite acceder a todo tipo de información pública ya fue aprobado por la Cámara de Diputados. Entrevistamos a su autora para saber por qué es tan necesaria.

Información al alcance de todos<br>

Recientemente la Cámara de Diputados de la Nación le dio media sanción al proyecto de ley de Acceso a la Información Pública. Defiendase entrevistó a su autora, la diputada nacional por la provincia de Buenos Aires del bloque UCR/Cambiemos, Karina Banfi.

La diputada nos da el siguiente ejemplo para explicar de qué trata la norma. “Supongamos que hay alguien que tiene la obra social PAMI y necesita una silla de ruedas. La pide, espera un tiempo prudencial, y la silla no se la entregan. El jubilado puede hacer un pedido de acceso a la información al PAMI en donde pregunta cuándo le van a entregar la silla de ruedas, y ademas, si tiene ganas, puede agregar otras preguntas. Por ejemplo, cuántas sillas de ruedas fueron entregadas en el último mes, y si quiere también puede preguntar cuál es la partida presupuestaria que tiene PAMI durante ese año para entregar las sillas de ruedas a todos los afiliados que las necesitan”. 

Banfi dice que de eso se trata el acceso a la información, “es una herramienta que te permite acceder a otros derechos, como es el derecho a la salud y sin duda va a mejorar la calidad de vida de todos los argentinos. El sentido fundamental es que todos conozcamos que se hace con la plata de nuestros impuestos y cómo se gestionan a partir de aquellas cosas que nos mejoran la calidad de vida”. 

¿Por qué no tuvimos todavía una ley de acceso a la información?

“Todavía Argentina no tiene una ley de acceso a la información pública porque los gobiernos no tuvieron la voluntad política, pero el presidente Mauricio Macri, el 10 de diciembre y el primero de marzo le pidió al Congreso que sancionara esta ley”. 

La congresista afirmó que es muy importante que la sociedad civil y los partidos opositores promuevan este tipo de normas, “sin embargo, es trascendental que la voluntad política esté puesta en quienes gobiernan, en el oficialismo. Que son los tienen en su momento la propiedad de la información, y lo que viene a traer esta ley es el cambio de paradigma de las democracias contemporáneas en donde ya la información no le pertenece al Estado, ahora le pertenece a la gente”.

“Bolivia y Venezuela, junto con Argentina son los tres últimos países en todo el continente de las Américas que no cuentan con una ley de acceso a la información pública. Esto significa que cuando una persona pregunta ningún funcionario está obligado a responder. Lamentablemente eso muestra que la voluntad política es el motor para que estas leyes no solo se promulguen sino también se implementen”. 

Sin embargo tenemos un decreto que nos permite acceder a cierta información…

“Si. El decreto 1172 del año 2003. El entonces presidente Néstor Kirchner saca este decreto que solamente tiene alcance en el poder ejecutivo. Nosotros con la ley que acabamos de darle media sanción hemos abarcado y ampliado mucho el alcance de esta norma a los tres poderes, al Ministerio Publico, al Consejo de la Magistratura. Lo que es interesante es que este decreto durante toda su implementación fue insuficiente y esto lo demostró la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que en siete fallos no solo le pidió al gobierno que entregara la información que ocultaba, que obstruía, que obstaculizaba o ponía excusas para no entregarla sino que ademas le pidió al Congreso que urgentemente sancionara una ley. Estamos cumpliendo también con muchos requerimientos que nos ha dado la justicia de la falta de posibilidades que han tenido los argentinos de ejercer este derecho como corresponde”. 

Si se aprueba la ley, ¿cómo funcionaría?

El ciudadano va a tener dos vías. “Una, ir a cualquier dependencia o administración en donde la persona considere que esta esa información. La puede solicitar. Es libre de formas, la informalidad prevalece sobre este tipo de pedidos y tampoco se tiene que desesperar cuando el funcionario le diga que esa ventanilla no es. Ante eso se ha creado un sistema donde la propia administración va a hacer circular ese pedido y va a orientar el trámite a la oficina que corresponda”. 

“La otra vía para conseguir la información es el portal oficial que va a tener la Agencia de Acceso a la Información, en donde vos desde tu casa vas a poder hacer pedidos de acceso en donde te van a permitir también elegir como quieren entregártela, si por correo o por correo electrónico, o irla a buscar a esa dependencia”. 

Banfi explica que el funcionario va a tener 15 días hábiles para recolectar toda esa información. “Si necesita más tiempo porque la información no la encontró o porque no está procesada debidamente o necesita acumular más información, le puede pedir al ciudadano quince días más de prórroga, ósea, en un total de treinta días hábiles el ciudadano debería tener ya la información disponible”. 

Con esta ley, están obligados a entregar información los tres poderes del Estado, el Ministerio Público y el Consejo de la Magistratura. “También todo aquel sujeto, persona física o jurídica que desarrolle actividades con el dinero de los argentinos puede estar alcanzado por esta ley, es decir, que una persona que recibe un plan social estaría en una lista junto a todos aquellos que reciben por ejemplo la asignación universal por hijo, porque todos los argentinos necesitamos saber qué se hace con nuestro dinero”.

La diputada de Cambiemos nos contó que con esta norma se ha votado un capítulo de transparencia activa y gobierno abierto, lo que determina que todos los portales oficiales de las oficinas públicas van a tener que tener a disposición información sin que sea necesaria requerirla, que puede ser el organigrama, los salarios, las contrataciones, las licitaciones o cómo se realiza algún trámite. “La idea de facilitarte la información al ciudadano es el sentido de esta ley, principalmente para que pueda acceder a otros derechos y que pueda conocer cómo se desarrollan las políticas públicas en las cuales la gestión debe dedicar día a día su desarrollo para mejorarles la calidad de vida a las personas”.  

Entonces, ¿Puedo pedir un documento tanto en la Casa Rosada como en la municipalidad de Avellaneda?

“Esta ley es para todas las áreas que comprenden el Estado Nacional. Pero crea un Consejo Federal de Acceso a la Información Pública que va a trabajar para que se promuevan estas normas a nivel de las provincias. Recordemos que son 17 las provincias que reconocen en un marco normativo este tipo de derechos y las van a poder adecuar al siglo XXI, y también algunas provincias van a tener que promover estas leyes al no tenerlas”.

¿Qué información es reservada?

“Ningún derecho es absoluto, pero lo principal es que el principio de máxima publicidad es la regla y hemos votado un régimen de excepciones que son determinadas informaciones que se reserva por un tiempo porque está el interés de otros derechos en juego. Por ejemplo, toda aquella información que pueda poner en riesgo la vida debe ser reservado. Pero hay algo importante, como el principio es la entrega de información hemos creado un sistema de tachas en donde, al ciudadano se le puede entregar la información, pero quizás esa documentación está protegida sujeto a ese régimen de excepciones”. 

¿Qué pasa si me niegan una información que debe ser publica?

Ante estas eventualidades el equipo de la diputada ha creado dos instancias. Por un lado, una que rige dentro del organismo, y se podrá acudir a un superior para apelar la decisión de ese funcionario, y las autoridades pueden revertir la decisión del funcionario al que le solicitaste la información. Banfi explica que la otra vía también es recurrir a la justicia en caso que se demuestre que esa persona está cometiendo algún tipo de delito como destruir la información, todos los funcionarios podemos ser sujetos de sanciones que van desde lo civil, laboral, las pecuniarias o incluso la cárcel”.

Esta es la tercera vez que en el Congreso de la Nación se trata una ley de Acceso a la Información Pública. Y la diputada espera que sea la vencida “para poder darle más derechos al ciudadano”.


Este artículo fue publicado el día MIÉRCOLES 25 DE MAYO DE 2016 y a esta fecha podría estar desactualizado. Recomendamos que sea utilizado sólo a modo de referencia y que ante cualquier duda, consulte con un profesional.