Ingrese Texto

Defiendase.com

Sitio de la República Argentina
Jueves 27 de Enero de 2022

PODEMOS AYUDARTE

TU ABOGADO EN LINEA

LUNES 1 DE DICIEMBRE DE 2014

¿Puedo hacerle juicio a la casa matriz?

Prestigio, experiencia, solidez, confianza, garantía, son algunos de los calificativos utilizados por las sucursales de bancos mundialmente famosos para captar a sus clientes. “Duerma tranquilo, este no es un banco cualquiera, es un banco norteamericano o europeo”, pretenden convencer con sus discursos publicitarios. Pero cuando la crisis se convierte en pesadilla, las casas matrices se apuran a sacudirlo al grito de: “Despierte, usted está en la Argentina”. Si yo confié en el respaldo de un banco extranjero, ¿cómo hago para que no se borre?

¿Tienen que responder las casas matrices por sus sucursales en el exterior? Sí. Por una razón de Derecho societario, válido aquí como en la mayoría de las legislaciones del mundo, cuando se instala en un país un banco de renombre internacional, no como sociedad anónima sino como sucursal, la casa central debe responder con su patrimonio. Distinto es si el banco extranjero establece en ese territorio una sociedad local, donde la entidad funciona como una mera filial y responsable única de sus desequilibrios contables. Otro aspecto favorable a la defensa del derecho del ahorrista puede hallarse en la letra de la Ley 24240 de Defensa del consumidor. Su artículo 40 prevé la responsabilidad solidaria por daños resultantes “del vicio o riesgo de la cosa o de la prestación del servicio” para lo cual “responderán el productor, el fabricante”…”y quien haya puesto su marca en la cosa o servicio”. En términos comparativos, esta sería la misma problemática que se plantea la ley frente a defectos en un producto”, señaló a Defiéndase el doctor José Antonio Iglesias, especialista en temas de conflictos bancarios. “Si compro un auto y tiene fallas de origen, responde el vendedor por la venta y el fabricante por la marca. Con los bancos pasa lo mismo”, afirmó. No obstante, aclaró que no debe ser la Secretaría de Defensa del Consumidor el organismo de aplicación “donde se apunta a imponer una multa para el proveedor o empresa pero no la devolución de dinero para el cliente, y lo que el ahorrista quiere es su plata”. La Ley 24240 brinda, además de su aplicación en el régimen administrativo, la posibilidad de aplicar sus principios contractuales en otras relaciones cuando son llevadas a un juicio. Con la reforma de la Constitución Nacional en 1994, los derechos de consumidores y usuarios establecidos en el artículo 42, pasaron a engrosar la lista de derechos con raigambre constitucional de todos los ciudadanos. ¿Si hay una cláusula donde la casa central deslinda su responsabilidad? Hubo veces en que los bancos se cuidaron de hacerlo. En ese caso el escrito se toma como una renuncia de la entidad ante cualquier eventualidad que pudiera tener la sucursal en terceros países. De todos modos, el demandante puede apelar a la identificación publicitaria no exenta de engaño utilizada por la sucursal bancaria - al asociar su prestigio y solidez con el de la casa madre - para reclamar una responsabilidad compartida. ¿Dónde debo hacer el juicio a la casa matriz? La decisión queda en manos del ahorrista, el que evaluará si el monto reclamado a la entidad justifica los costos de tener que iniciar acciones legales en el exterior. La posibilidad de hacer una presentación colectiva tornaría el problema de los gastos más accesible para los demandantes. De hacer el pleito aquí, puede iniciar la acción contra la sucursal bancaria y citar a la casa central como responsable solidaria. Un juicio de este tipo en nuestro país, debe tramitarse ante el fuero comercial. En los Estados Unidos, donde no existe esta clasificación, los tribunales están divididos en circuitos. ¿Puedo hacerle juicio a la casa central si ya presenté un amparo? Sí. La pretensión esgrimida en la acción de amparo es solicitar al juez el cese de una conducta lesiva para el demandante, sin necesidad de renunciar a continuar el reclamo por otras vías o de movilizar parte del dinero, del cual se exige su completa devolución.

Este artículo fue publicado con anterioridad a Diciembre de 2014 y a esta fecha podría estar desactualizado. Recomendamos que sea utilizado sólo a modo de referencia y que ante cualquier duda, consulte con un profesional.

¿Puedo hacerle juicio a la casa matriz?

Prestigio, experiencia, solidez, confianza, garantía, son algunos de los calificativos utilizados por las sucursales de bancos mundialmente famosos para captar a sus clientes. “Duerma tranquilo, este no es un banco cualquiera, es un banco norteamericano o europeo”, pretenden convencer con sus discursos publicitarios. Pero cuando la crisis se convierte en pesadilla, las casas matrices se apuran a sacudirlo al grito de: “Despierte, usted está en la Argentina”. Si yo confié en el respaldo de un banco extranjero, ¿cómo hago para que no se borre?

¿Puedo hacerle juicio a la <celeste>casa matriz?
¿Tienen que responder las casas matrices por sus sucursales en el exterior? Sí. Por una razón de Derecho societario, válido aquí como en la mayoría de las legislaciones del mundo, cuando se instala en un país un banco de renombre internacional, no como sociedad anónima sino como sucursal, la casa central debe responder con su patrimonio. Distinto es si el banco extranjero establece en ese territorio una sociedad local, donde la entidad funciona como una mera filial y responsable única de sus desequilibrios contables. Otro aspecto favorable a la defensa del derecho del ahorrista puede hallarse en la letra de la Ley 24240 de Defensa del consumidor. Su artículo 40 prevé la responsabilidad solidaria por daños resultantes “del vicio o riesgo de la cosa o de la prestación del servicio” para lo cual “responderán el productor, el fabricante”…”y quien haya puesto su marca en la cosa o servicio”. En términos comparativos, esta sería la misma problemática que se plantea la ley frente a defectos en un producto”, señaló a Defiéndase el doctor José Antonio Iglesias, especialista en temas de conflictos bancarios. “Si compro un auto y tiene fallas de origen, responde el vendedor por la venta y el fabricante por la marca. Con los bancos pasa lo mismo”, afirmó. No obstante, aclaró que no debe ser la Secretaría de Defensa del Consumidor el organismo de aplicación “donde se apunta a imponer una multa para el proveedor o empresa pero no la devolución de dinero para el cliente, y lo que el ahorrista quiere es su plata”. La Ley 24240 brinda, además de su aplicación en el régimen administrativo, la posibilidad de aplicar sus principios contractuales en otras relaciones cuando son llevadas a un juicio. Con la reforma de la Constitución Nacional en 1994, los derechos de consumidores y usuarios establecidos en el artículo 42, pasaron a engrosar la lista de derechos con raigambre constitucional de todos los ciudadanos. ¿Si hay una cláusula donde la casa central deslinda su responsabilidad? Hubo veces en que los bancos se cuidaron de hacerlo. En ese caso el escrito se toma como una renuncia de la entidad ante cualquier eventualidad que pudiera tener la sucursal en terceros países. De todos modos, el demandante puede apelar a la identificación publicitaria no exenta de engaño utilizada por la sucursal bancaria - al asociar su prestigio y solidez con el de la casa madre - para reclamar una responsabilidad compartida. ¿Dónde debo hacer el juicio a la casa matriz? La decisión queda en manos del ahorrista, el que evaluará si el monto reclamado a la entidad justifica los costos de tener que iniciar acciones legales en el exterior. La posibilidad de hacer una presentación colectiva tornaría el problema de los gastos más accesible para los demandantes. De hacer el pleito aquí, puede iniciar la acción contra la sucursal bancaria y citar a la casa central como responsable solidaria. Un juicio de este tipo en nuestro país, debe tramitarse ante el fuero comercial. En los Estados Unidos, donde no existe esta clasificación, los tribunales están divididos en circuitos. ¿Puedo hacerle juicio a la casa central si ya presenté un amparo? Sí. La pretensión esgrimida en la acción de amparo es solicitar al juez el cese de una conducta lesiva para el demandante, sin necesidad de renunciar a continuar el reclamo por otras vías o de movilizar parte del dinero, del cual se exige su completa devolución.

Este artículo fue publicado el día MARTES 2 DE DICIEMBRE DE 2014 y a esta fecha podría estar desactualizado. Recomendamos que sea utilizado sólo a modo de referencia y que ante cualquier duda, consulte con un profesional.